11 Soluciones Naturales para Aliviar el Dolor de Muelas sin Medicamentos

Publicado en: , Actualizado en:
El Dolor de Muelas
En este artículo encontrarás

El dolor de muelas es uno de los problemas dentales más comunes y desagradables que puede afectar a cualquier persona, independientemente de la edad.

Ya sea un dolor agudo, pulsante o sordo, el dolor de muelas puede dificultar comer, beber, hablar e incluso dormir.

Además, este tipo de dolor puede indicar una afección dental subyacente que requiere atención inmediata.

Pero, ¿qué causa el dolor de muelas y qué puedes hacer para aliviarlo en casa?

Existen muchas posibles causas de dolor de muelas, tales como:

Caries Dental:

Esta es la causa más común del dolor de muelas. Ocurre cuando las bacterias en la boca descomponen los azúcares y almidones de los alimentos, produciendo ácidos que erosionan el esmalte dental.

Esto puede exponer la dentina, la capa más suave debajo del esmalte, o la pulpa, la capa más interna que contiene los nervios y vasos sanguíneos del diente.

Cuando la dentina o la pulpa quedan expuestas, el diente se vuelve sensible a estímulos como el calor, el frío, lo dulce o lo ácido, causando dolor.

Infección Dental:

Esta es otra causa común del dolor de muelas. Ocurre cuando las bacterias invaden la pulpa dental, causando inflamación y presión.

Esto puede dar lugar a un absceso dental, que es una bolsa llena de pus que se forma en la raíz del diente.

Un absceso dental puede causar dolor severo, persistente y pulsátil que puede irradiar hacia la mandíbula, oído o cabeza.

También puede provocar fiebre, hinchazón, enrojecimiento o pus en la boca.

Un absceso dental es una emergencia dental seria que puede llevar a complicaciones potencialmente mortales si no se trata.

Trauma Dental:

Esta es una causa menos común pero aún posible de dolor de muelas.

Ocurre cuando un diente se agrieta, astilla o rompe debido a un golpe, una caída o una mordida.

Un diente agrietado, astillado o roto puede exponer la dentina o la pulpa, causando dolor y sensibilidad.

También puede aumentar el riesgo de caries e infección, ya que las bacterias pueden ingresar más fácilmente al área dañada.

Otros Problemas Dentales:

Existen otros problemas dentales que pueden causar dolor de muelas, como:

Encías Retraídas:

Ocurre cuando las encías se alejan de los dientes, exponiendo las raíces.

Las encías retraídas pueden ser causadas por enfermedad periodontal, envejecimiento, cepillado excesivo o genética.

Provocan dolor y sensibilidad, ya que las raíces de los dientes son más vulnerables a caries e infecciones.

Muelas del Juicio Impactadas:

Sucede cuando las muelas del juicio, el último conjunto de molares que generalmente erupcionan en la adolescencia o principios de los veinte, no tienen suficiente espacio para crecer correctamente en la boca.

Las muelas del juicio impactadas pueden causar dolor, hinchazón, infección o daño a los dientes o mandíbula adyacentes.

Bruxismo:

Ocurre cuando aprietas o rechinas los dientes, generalmente de manera inconsciente o durante el sueño.

El bruxismo puede causar dolor, sensibilidad, desgaste y daño a los dientes y mandíbula.

También puede provocar dolores de cabeza, dolores de oído o dolor facial.

Dientes Mal Alineados:

Sucede cuando los dientes no están alineados correctamente, causando problemas de mordida como sobremordida, mordida cruzada, mordida abierta o mordida abierta.

Los dientes mal alineados pueden causar dolor, dificultades para masticar, problemas de habla o daño a los dientes y mandíbula. También pueden afectar tu apariencia y autoestima.

Si experimentas dolor de muelas, siempre debes consultar a tu dentista lo antes posible para descubrir la causa y obtener el tratamiento adecuado.

Sin embargo, a veces no podrás ver a tu dentista de inmediato o querrás probar algunos remedios caseros y naturales para aliviar el dolor hasta que recibas atención profesional.

En esta publicación, compartiremos contigo 11 remedios caseros y naturales para aliviar el dolor de muelas que son fáciles, seguros y efectivos.

Estos remedios pueden ayudarte a reducir el dolor, la inflamación y la infección, y mejorar tu salud bucal y bienestar. No obstante, ten en cuenta que estos remedios no sustituyen la atención dental profesional.

Solo están destinados a proporcionar alivio temporal y no deben usarse durante más de unos días.

Si tu dolor de muelas persiste o empeora, o si tienes otros síntomas o condiciones que indican un problema dental grave, debes consultar a tu dentista de inmediato.

Sigue leyendo para descubrir 11 remedios caseros y naturales para el dolor de muelas y cómo utilizarlos.

1. Enjuague de Agua Salada

Uno de los remedios caseros más simples y efectivos para el dolor de muelas es un enjuague de agua salada.

El agua salada es un desinfectante natural que puede ayudar a matar bacterias, reducir la inflamación y aflojar partículas de alimentos que puedan estar atrapadas entre tus dientes.

Para usar este remedio, mezcla media cucharadita de sal en un vaso de agua tibia y enjuaga tu boca suavemente durante unos segundos. Repite esto varias veces al día según sea necesario.

2. Enjuague de Agua Oxigenada

Otro antiséptico natural que puede ayudar con el dolor de muelas es el agua oxigenada.

El agua oxigenada puede matar bacterias, reducir la placa y curar las encías sangrantes.

Sin embargo, debes diluirla adecuadamente antes de usarla como enjuague bucal.

Para hacerlo, mezcla agua oxigenada al 3% con partes iguales de agua y haz gárgaras en tu boca durante no más de un minuto.

No lo tragues. Puedes usar este remedio una o dos veces al día.

3. Compresa Fría

Si tu dolor de muelas se debe a un trauma o inflamación, aplicar una compresa fría en la parte externa de tu mejilla puede ayudar a aliviar el dolor.

Las compresas frías funcionan al contraer los vasos sanguíneos en la zona, lo que reduce la hinchazón y la sensibilidad nerviosa.

Para usar este remedio, envuelve una bolsa de hielo o guisantes congelados en una toalla y presiónalo contra tu mejilla durante 20 minutos a la vez.

Puedes repetir esto cada poca hora.

4. Bolsas de Té de Menta

Las bolsas de té de menta se pueden usar para adormecer el dolor y calmar las encías sensibles.

La menta contiene mentol, que es un anestésico y agente antiinflamatorio natural.

Para usar este remedio, permite que una bolsita de té usada se enfríe un poco y luego aplícala en el área afectada.

Debería estar ligeramente tibia.

También puedes poner una bolsita de té usada en el congelador durante unos minutos y luego aplicarla en tu diente para enfriarlo.

5. Ajo

El ajo es un conocido remedio natural para diversas dolencias, incluido el dolor de muelas.

El ajo contiene alicina, que es un potente compuesto antibacteriano y antiinflamatorio.

Para utilizar este remedio, machaca un diente de ajo y mézclalo con un poco de sal.

Aplica la pasta en el diente dolorido y déjala actuar durante unos minutos.

También puedes masticar un diente de ajo crudo o enjuagar tu boca con agua de ajo.

6. Extracto de Vainilla

El extracto de vainilla es otro remedio natural que puede ayudar con el dolor de muelas.

El extracto de vainilla tiene alcohol, que puede adormecer el dolor, y vanilina, que puede prevenir infecciones e inflamaciones.

Para utilizar este remedio, empapa una bola de algodón o un hisopo con extracto de vainilla y aplícalo en el diente dolorido.

También puedes usar tu dedo para frotar el extracto en las encías.

7. Aceite de Clavo

El aceite de clavo es uno de los remedios naturales más populares y efectivos para el dolor de muelas.

El aceite de clavo tiene eugenol, que es un potente anestésico y antiséptico.

El aceite de clavo puede ayudar a aliviar el dolor, matar bacterias y reducir la hinchazón.

Para utilizar este remedio, diluye unas gotas de aceite de clavo con un aceite portador, como aceite de oliva o aceite de coco, y aplícalo en el diente dolorido con una bola de algodón o un hisopo.

También puedes masticar un clavo entero o colocarlo cerca del área afectada.

8.Hojas de Guayaba

Las hojas de guayaba son otro remedio natural que puede ayudar con el dolor de muelas.

Las hojas de guayaba contienen flavonoides, que son agentes antiinflamatorios y antimicrobianos.

Las hojas de guayaba pueden ayudar a cicatrizar heridas, reducir el dolor y prevenir infecciones.

Para utilizar este remedio, mastica una hoja fresca de guayaba o hierve un puñado de hojas de guayaba en agua y usa la solución como enjuague bucal.

9. Jugo de Hierba de Trigo

El jugo de hierba de trigo es un remedio natural que puede ayudar con el dolor de muelas y mejorar tu salud bucal.

El jugo de hierba de trigo contiene clorofila, que es un desintoxicante natural y antiinflamatorio.

El jugo de hierba de trigo puede ayudar a combatir las bacterias, reducir la inflamación y promover la cicatrización.

Para utilizar este remedio, extrae el jugo de hierba de trigo fresca y úsalo como enjuague bucal.

También puedes beber jugo de hierba de trigo para fortalecer tu sistema inmunológico y prevenir infecciones.

10. Aceite de Tomillo

El aceite de tomillo es otro remedio natural que puede ayudar con el dolor de muelas.

El aceite de tomillo contiene timol, que es un potente antiséptico y antiinflamatorio.

El aceite de tomillo puede ayudar a matar bacterias, reducir el dolor y prevenir infecciones.

Para utilizar este remedio, diluye unas gotas de aceite de tomillo con un aceite portador, como aceite de oliva o aceite de coco, y aplícalo en el diente dolorido con una bola de algodón o un hisopo.

También puedes agregar unas gotas de aceite de tomillo a un vaso de agua y usarlo como enjuague bucal.

11. Planta del Dolor de Muelas

La planta del dolor de muelas, también conocida como Spilanthes o Acmella oleracea, es un remedio natural que puede ayudar con el dolor de muelas.

La planta del dolor de muelas contiene spilantol, que es un anestésico y antiinflamatorio natural.

Puede ayudar a adormecer el dolor, reducir la hinchazón y estimular la producción de saliva.

Para utilizar este remedio, mastica una hoja o flor fresca o seca de la planta del dolor de muelas o aplica su extracto en el diente dolorido.

¿Cómo prevenir el dolor de muelas?

La mejor manera de prevenir el dolor de muelas es mantener una buena higiene bucal, tomar las mejores pastillas para ti y visitar regularmente a tu dentista.

Aquí tienes algunos consejos para mantener tus dientes y encías saludables y evitar el dolor de muelas:

Cepilla tus dientes dos veces al día con pasta dental con flúor y un cepillo de cerdas suaves.

Usa hilo dental al menos una vez al día para eliminar la placa y las partículas de alimentos que pueden causar caries y enfermedad de las encías.

Enjuaga tu boca con un enjuague bucal antiséptico o una solución de agua salada después de cepillarte y usar hilo dental.

Evita alimentos y bebidas azucarados y ácidos que puedan erosionar el esmalte dental y causar caries.

Bebe suficiente agua para mantener tu boca húmeda y eliminar las bacterias y los restos de alimentos.

Consume una dieta equilibrada que incluya alimentos ricos en calcio, fósforo, vitamina C y vitamina D, que son esenciales para tu salud dental.

Deja de fumar y limita el consumo de alcohol, ya que pueden dañar tus dientes y encías y aumentar tu riesgo de infección e inflamación.

Usa un protector bucal al practicar deportes o realizar actividades que puedan causar traumatismos en tus dientes y mandíbula.

Visita a tu dentista al menos dos veces al año para chequeos regulares y limpiezas. Tu dentista puede detectar y tratar cualquier problema dental antes de que se convierta en algo serio y cause dolor de muelas.

¿Cuándo ver a tu dentista?

Si bien los remedios caseros y naturales pueden proporcionar alivio temporal para el dolor de muelas, no deben sustituir la atención dental profesional.

  • Debes ver a tu dentista lo antes posible si tienes alguno de los siguientes síntomas o condiciones:
  • El Dolor de muelas severo, persistente o pulsátil que no desaparece con remedios caseros.
  • El Dolor de muelas que se irradia hacia la mandíbula, el oído o la cabeza.
  • El Dolor de muelas acompañado de fiebre, hinchazón, enrojecimiento o pus.
  • El Dolor de muelas que ocurre después de un procedimiento dental, como una obturación, una corona o un conducto radicular.
  • El Dolor de muelas causado por una muela agrietada, astillada o rota.
  • El Dolor de muelas causado por un absceso dental, que es una infección seria que puede propagarse a otras partes del cuerpo si no se trata.
  • El Dolor de muelas que interfiere con tus actividades diarias, como comer, hablar o dormir.

Tu dentista puede diagnosticar la causa de tu dolor de muelas y proporcionar el tratamiento adecuado, como:

  • Rellenar o restaurar una cavidad o un diente dañado.
  • Realizar un conducto radicular para eliminar la pulpa y el nervio infectados de un diente.
  • Extraer un diente severamente cariado o dañado que no se pueda salvar.
  • Recetar antibióticos para tratar una infección dental o de las encías.
  • Recetar analgésicos o medicamentos antiinflamatorios para aliviar el dolor y la inflamación.
  • Referirte a un especialista, como un endodoncista, un cirujano oral o un periodoncista, para procedimientos dentales más complejos.

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los signos de un absceso dental?

Un absceso dental es una infección dental grave que puede causar dolor intenso y pulsátil, fiebre, hinchazón, enrojecimiento o pus en la boca.

También puedes experimentar un mal sabor o mal olor en la boca, o tener dificultad para abrir la boca o tragar.

Un absceso dental puede propagarse a otras partes del cuerpo si no se trata, por lo que debes consultar a tu dentista de inmediato si tienes alguno de estos signos.

¿Cómo puedo prevenir la caries dental y las cavidades?

La caries dental y las cavidades son causadas por bacterias que descomponen los azúcares y almidones de tus alimentos, produciendo ácidos que erosionan el esmalte dental.

Para prevenir la caries dental y las cavidades, debes cepillar tus dientes dos veces al día con pasta dental con flúor y un cepillo de cerdas suaves.

Usa hilo dental al menos una vez al día, enjuaga tu boca con un enjuague bucal antiséptico o una solución de agua salada, evita alimentos y bebidas azucarados y ácidos, bebe suficiente agua y come una dieta equilibrada.

Además, visita a tu dentista regularmente para chequeos y limpiezas.

¿Cómo puedo dejar de rechinar los dientes?

Rechinar los dientes, o bruxismo, puede causar dolor, sensibilidad, desgaste y daño en los dientes y la mandíbula.

También puede causar dolores de cabeza, dolores de oído o dolores faciales.

Para dejar de rechinar los dientes, debes tratar de identificar y reducir el estrés o la ansiedad que puedan estar causando este hábito.

Practica técnicas de relajación, usa un protector bucal por la noche, evita la cafeína, el alcohol y el tabaco, y consulta a tu dentista para conocer las opciones de tratamiento.

¿Cómo puedo alinear mis dientes sin usar frenillos?

Es posible alinear tus dientes sin usar frenillos mediante algunos métodos alternativos, como alineadores transparentes, retenedores o carillas.

Sin embargo, estos métodos pueden no ser adecuados para todos, según la gravedad y la complejidad de tu caso.

Debes consultar a tu dentista u ortodoncista para conocer la mejor opción para ti y los pros y contras de cada método.

¿Cómo puedo blanquear mis dientes de forma natural?

Blanquear tus dientes de forma natural se puede hacer con algunos remedios caseros y naturales, como bicarbonato de sodio, peróxido de hidrógeno, carbón activado, vinagre de sidra de manzana o jugo de limón.

Sin embargo, estos remedios pueden no ser muy efectivos, seguros o duraderos, y también pueden dañar el esmalte dental o causar sensibilidad.

Debes usar estos remedios con precaución y moderación, y consultar a tu dentista antes de probarlos.

¿Cómo puedo eliminar el mal aliento?

El mal aliento, o halitosis, puede ser causado por diversos factores, como una mala higiene bucal, problemas dentales, boca seca, tabaquismo, ciertos alimentos o condiciones médicas.

Para eliminar el mal aliento, debes cepillar tus dientes dos veces al día, usar hilo dental al menos una vez al día, limpiar tu lengua, enjuagar tu boca con un enjuague bucal antiséptico o una solución de agua salada, beber suficiente agua, masticar chicle o menta sin azúcar, evitar fumar y alcohol, comer una dieta equilibrada y ver a tu dentista regularmente para chequeos y limpiezas.

También debes consultar a tu médico si tienes alguna condición médica que pueda estar causando tu mal aliento.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Síguenos en Google Noticias

Artículos relacionados

Remedios Naturales para el Dolor de Muela

10 Remedios Naturales para el Dolor de Muela que Puedes Probar Hoy

El dolor de muela puede ser tu verdadera molestia. Ya sea una sensación punzante y aguda o un dolor sordo y constante, el dolor de muela tiene la habilidad de …

Leer el artículo icon left
vitaminas para la fatiga y el dolor muscular

5 mejores vitaminas que pueden combatir la fatiga y el dolor muscular

¿Te sientes constantemente cansado y lidiando con dolores musculares debilitantes? Buenas noticias: hemos descubierto algunas vitaminas para la fatiga y el dolor muscular, pero no cualquier información que leerás, ¡conocerás …

Leer el artículo icon left
Glúteos

Los Gloriosos Glúteos: Músculos de los Glúteos

Los glúteos, o los músculos de los glúteos, son a menudo pasados por alto y subestimados por muchas personas. Se les ve simplemente como una parte del cuerpo que afecta …

Leer el artículo icon left
icon top